Año XIX - Madrid, Sábado 17 de Noviembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Brasil

MERCADOS Y FINANZAS Brasil

La cercanía del Mundial 2014 obliga a Dilma a privatizar tres aeropuertos

Americaeconomica.com / 01-06-2011
La proximidad cada vez más mayor del Mundial de fútbol de 2014 y de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro de 2016 comienza a ejercer presión sobre el gobierno de Dilma Rousseff, que ha decidido permitir la entrada de la iniciativa privada en tres aeropuertos brasileños, dos en el estado de Sao Paulo y el otro en Brasilia. La presidenta del gigante sudamericano planea crear un consorcio público-privado en el que las empresas que venzan en la licitación serán responsables de la expansión y gestión de los aeropuertos y podrán hacerse con un 51% del accionariado, mientras que el Estado mantendrá el 49%.

Los aeropuertos incluidos en el programa de concesiones son el de Guarulhos y Viracopos (ambos en Sao Paulo), y el de Juscelino Kubitschek (Brasilia). La empresa estatal Infraero, que administra las terminales, será la titular de hasta el 49% del capital de cada una de las concesiones, mientras que las empresas obtendrán el 51% restante y se organizarán en Sociedades de Propósito Específico (SPE). Según Dilma, el fin del proyecto es atraer inversores privados nacionales y extranjeros, y también llevar a Brasil los principales operadores de aeropuertos del mundo.

"La presidenta Dilma dice que Infraero debe participar con parte minoritaria y esa convivencia con el privado tendrá impacto positivo en la actividad de la empresa estatal, que será la apertura del capital de la empresa en el futuro", ha señalado el ministro de Deportes brasileño, Orlando Silva.

Habrá que esperar a diciembre para que se concrete el proyecto y se publiquen las normas concretas que regirán las concesiones. El ministro de Aviación Civil, Wagner Bittencourt, ha indicado a los medios que el gobierno de Dilma también está analizando la posibilidad de aplicar la misma estructura de gestión pública-privada en otros dos aeropuertos, el de Antonio Carlos Jobim, de Rio de Janeiro, y el de Confins, en Belo Horizonte

El gobierno de Dilma lleva tiempo insistiendo en que Brasil estará preparado cuando comiencen los importantes eventos deportivos que asoman en el horizonte. Esta misma semana, Silva anunciaba que "el Gobierno ha concluido, tras reunirse con los gobernadores (estatales), que será necesario acelerar los preparativos para la Copa del Mundo de 2014". Todo para mostrar al mundo que Brasil está listo para gestionar dos acontecimientos sobre los que mundo posará sus ojos.