Año XIX - Madrid, Lunes 19 de Noviembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Brasil

POLÍTICA Brasil

Los desencuentros entre Petrobras y PDVSA condicionan el encuentro entre Chávez y Dilma

Americaeconomica.com / 06-06-2011
Hugo Chávez visita a Dilma Rousseff para firmar unos 30 acuerdos de cooperación que refuercen la sintonía entre Brasil y Venezuela. Con el problema del contencioso entre Petrobras y Petróleos de Venezuela (PDVSA) como trasfondo, el presidente venezolano intenta acercarse a a su par brasileña, que ha mostrado mucho menos interés en encontrarse con Chávez, que su sucesor, Lula da Silva, quien mantuvo hasta 16 encuentros con él a lo largo de sus mandatos. "Comienza un nuevo momento estratégico para Venezuela y Brasil", afirmó un entusiasta Chávez a los medios, nada más aterrizar.

En el papel, ambos lados han mostrado su predisposición a que el encuentro refuce los vínculos entre ambos países. "Ahora hay un conjunto muy grande de proyectos, de programas y de posibilidades en áreas como la agroalimentaria", declaró Chávez, contundente. Por su parte, el Ministerio brasileño de Relaciones Exteriores ha afirmado a través de un comunicado que "Venezuela y la región norte de Brasil tienen economías complementarias. Existe gran potencial para el desarrollo de iniciativas de integración fronteriza, con beneficios para las poblaciones de los dos países".

Sin embargo, como trasfondo del encuentro se encuentra el contencioso entre la brasileña Petrobras y Petróleos de Venezuela. La semana pasada, Petrobras le trasladó un ultimátum a la empresa venezolana al anunciar que está dispuesta a aumentar su participación en el capital de una importante refinería si la estatal venezolana PDVSA (Petróleos de Venezuela SA) no realiza el aporte prometido por el presidente Hugo Chávez. El Gobierno venezolano tiene como plazo hasta el mes de agosto para decir si va a contribuir con su parte, que es del 40% de la refinería, y si va a seguir aportando recursos para que la brasileña prosiga con la construcción.

Hasta el momento PDVSA, que iba a costear el 40% de la inversión demandada por el proyecto conjunto, no ha aportado dinero, informó Paulo Roberto da Costa, director de Abastecimiento de Petrobras. "A partir del mes de agosto, con el fin" del dinero invertido por Petrobras "cada empresa tendrá que hacer un aporte para continuar la obra, y si PDVSA no aporta entenderemos que perdió interés en participar" señaló Da Costa.

El encuentro entre ambos mandatarios se produce justo después de que Lula visitara Venezuela, la semana pasada, con el propósito de proteger los intereses de las empresas brasileñas. El Gobierno de Hugo Chávez ha acumulado una deuda aproximada de 800 millones de dólares con la constructora de Norberto Odebrecht, cuyos negocios en el país venezolano ascienden a unos 5.400 millones de dólares. El ex presidente brasileño acudió para intentar solucionarlo.

Ahora, ha trascendido que durante la visita de Chávez a Brasil, se firmará un acuerdo de cooperación entre Venezuela y la empresa Odebrecht, por un valor de 4.000 millones de dólares. "Uno de los convenios que vamos a firmar es el financiamiento del BNDES para la construcción de un astillero de buques petroleros en el estado Sucre, pero también venimos a firmar un convenio de financiamiento del sector privado: la gran empresa Odebrecht va a financiar con 4 mil millones de dólares y nosotros le vamos a pagar con coque petrolero, con nafta", afirmó Chávez nada más aterrizar.