Año XIX - Madrid, Lunes 19 de Noviembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Brasil

MERCADOS Y FINANZAS Brasil

La FIFA, preocupada por el retraso en las infraestructuras para el Mundial de Brasil

Americaeconomica.com / 16-05-2013
La FIFA se ha mostrado tremendamente preocupada por el retraso en la construcción de diversos estadios que albergarán el Mundial de Fútbol de 2014 y la Copa Confederaciones, que se celebrará el próximo mes. Por ello, el secretario general del organismo futbolístico, Jérôme Valcke, ha viajado al país iberoamericano esta semana para revisar las obras.

A un mes para el inicio de la Copa Confederaciones, que se toma como ensayo del Mundial, tres de los seis estadios que serán sede del torneo tienen aún obras pendientes. El Estadio Nacional de Brasilia y el Maracaná de Río de Janeiro, en los que se jugará respectivamente el partido inaugural y la final, están todavía sin acabar, así como los accesos al Arena Pernambuco de Recife, otro los campos del torneo.

Para la gran cita de 2014 la cosa no pinta mucho mejor, faltan unos 500 días para el evento y tan solo el 20% de las obras necesarias para el transporte público en las ciudades sede están acabadas. Según indica El País, el 60% están en proceso y el otro 20% no se han iniciado.

Ante esta situación, la propia presidenta brasileña Dilma Rousseff ha tenido que salir al paso para asegurar que todo estará listo para el Mundial. También el propio Pelé ha defendido que las obras “estarán acabadas a tiempo”.

El plazo final dado por la Fifa para concluir los trabajos del Mundial de 2014 era el pasado mes de diciembre. Por eso Valcke ha decidido hacer una visita para controlar el avance de las infraestructuras. El martes hizo saltar la voz de alarma en el país al advertencia de que Sao Paulo podría dejar de ser sede si no se finalizaba el estadio Itaquerao antes del 1 de agosto.

Al día siguiente, el secretario general de la FIFA moderó sus amenazas y aseguró que "un Mundial sin Sao Paulo es imposible", para luego añadir que "la Copa del Mundo se jugará en 12 ciudades y Sao Paulo será una de ellas".