Año XIX - Madrid, Lunes 19 de Noviembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Cuba

POLÍTICA Cuba

Los cubanos dispondrán de créditos para la compra y rehabilitación de sus viviendas

Americaeconomica.com / 23-11-2011
El ministro presidente del Banco Central de Cuba, Ernesto Medina, ha asegurado que, a partir del primer trimestre de 2012, los cubanos podrán acceder a créditos bancarios en moneda nacional para la adquisición o rehabilitación de viviendas, sin más límite en la cantidad que la solvencia que pueda acreditar el aspirante a prestatario.

Medina ha hecho esta sorprendente revelación en una entrevista publicada por 'Cinco de septiembre', un periódico cuya circulación está limitada a la provincia de Camaguey.

Los préstamos serán "verdaderos trajes a medida", según la definición que aporta el responsable de la autoridad monetaria de la Isla y, quizá posteriormente, se amplíen a otros supuestos. Pero, de momento, quedan circunscritos a la “tarea prioritaria de resolver el problema del déficit habitacional”.

El dinero concedido podrá usarse para adquirir materiales y también para pagar la mano de obra, en caso de que las reformas que vayan a realizarse requieran la contratación de un trabajador privado especialista.

Para conseguir un crédito, será necesario abrir una cuenta corriente en el banco prestamista. Y, según la cuantía, también habrá que ser avalado por otros miembros del entorno familiar. Con este último requisito podrá ampliarse, además, la cantidad solicitada, aunque este por encima de las posibilidades de pago individual del solicitante del crédito.

Aunque su perfil de riesgo puede verse perjudicado por las deudas anteriores. Por ejemplo, las contraídas en la adquisición de las famosas ollas arroceras chinas que se entregaron cuando, aún con Fidel en el poder, Cuba inició una 'revolución energética' para reducir el consumo.

De momento, sólo habrá tres entidades financieras autorizadas para conceder estos créditos serán el BANDEC, el Banco Popular de Ahorro y el Banco Metropolitano de La Habana.

En la entrevista, el responsable del Banco Central cubano lanza también una severa advertencia a una población acostumbrada a que el Estado no emplee demasiado celo a la hora de cobrar las deudas. Todos los préstamos deben ser devueltos, porque, según explica Medina Cuba, a diferencia de EEUU, "no dispone de una máquina de hacer billetes".

En la nueva política crediticia que se introducirá en 2012, y que sigue los pasos marcados por los acuerdos adoptados en el último Congreso del Partido Comunista, también habrá espacio para suministrar dinero a los 'cuentapropistas'.

Aunque, en este caso, algunos de los requisitos pueden ser un 'arma de doble filo', según la versión de muchos analistas callejeros de los que proliferan estos días por la Isla.

Los nuevos emprendedores cubanos que quieran acceder a un crédito tendrán que tener, si así lo decide la entidad prestataria una cuenta corriente en vigor en la que recibirán los pagos de sus clientes, en especial de las empresas estatales, y desde la que pagarán sus impuestos.

Ahora, este requisito, sólo es obligatorio para los cuentapropistas que realicen operaciones superiores a los 50.000 pesos cubanos (unos 1.500 euros, al cambio). Además, estos créditos deberán pedirse por un importe mínimo de 3.000 euros.

Para favorecer las posibilidades de negocio de los 'cuentapropistas' se eliminará las normas actuales que limitan a 100 pesos el máximo individual que una empresa estatal cubana puede pagarle a un operario privado que le proporcione un servicio externo.