Año XIX - Madrid, Viernes 16 de Noviembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Cuba

TELECOMUNICACIONES Cuba

Celia Cruz y Gloria Estefan vuelven a las radios cubanas

Americaeconomica.com / 10-08-2012
Tras más de cinco décadas, el Gobierno cubano ha decidido acabar con la lista negra de músicos y cantantes que ha mantenido a docenas de artistas lejos de las frecuencias de la isla caribeña, entre los que se encontraban Celia Cruz y Gloria Estefan.

Oficialmente nunca existió una lista que prohibiese escuchar las canciones de determinados artistas en el país, aunque aquellos que hablaron en contra de la Revolución de 1959 en algún momento no volvieron a sonar en las ondas caribeñas.

Aunque esta noticia no se ha hecho oficial (según comenta la prensa internacional) porque eso sería admitir que ha habido censura. Esta información se ha conocido por las principales emisoras de radio, que confirmaron el levantamiento de la prohibición a la BBC.

De esta manera, las radios deberán ahora rescatar algunos discos de sus polvorientos archivos, si es que no han sido destruidos. Aunque de momento, se conforman con “esperar y ver”, antes de modificar la lista de los músicos que sacarán al aire.

Según el periodista cultural Reny Martínez, “los artistas se prohibieron porque estaban haciendo declaraciones en contra de Cuba, aunque las cosas han cambiado, hay una nueva flexibilidad en la cultura.

Entre los más de 50 artistas vetados, destacan el saxofonista Paquito d´Rivera, que ganó un premio Grammy y desertó de Cuba cuando comenzó su gira. El músico siempre fue un gran crítico del Gobierno de Fidel Castro, a pesar de que su familia continúa viviendo en la isla.

También los artistas Willy Chirino y Bebo Valdés (padre del legendario Chucho Valdés) también fueron vetados, al igual que el cantante español Julio Iglesias, aunque él volvió a las ondas más tarde.

Por no hablar de Celia Cruz, reconocida mundialmente por su arte, pero rechazada dentro de su país, como un icono anticastrista. Lo mismo ocurrió con Gloria Estefan, una de las representantes más conocidas de la comunidad cubana en Miami.