Año XIX - Madrid, Lunes 19 de Noviembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Cuba

EL CAFÉ DIARIO Cuba

Descemer Bueno

Americaeconomica.com / 06-03-2014
Abran paso a Descemer Bueno, el cantante que domina, y por completo, la actual escena de Cuba. Un tipo que moderniza el ritmo de la rumba caribeña de siempre para echarle un pulso al ‘reggaeton’.

Pero Descemer, a quien la gloria comercial parece a punto de tocarle, no es un recién llegado. Se trata de un cuarentón, cosecha del 71, con solvencia instrumental y conocimiento de los aspectos más singulares del baile, y de la técnica adecuada para componer canciones ‘llenapistas’ que empezó como bajista de Santiago Feliú.

Su último gran hit es 'Bailando', una canción que quizá no pase a la historia de la música, pero sí lo haga por otros motivos.

Para algunos críticos, Bueno es el verdadero sucesor de Juan Formell, pero cuenta con una ventaja sobre el mítico fundador de Los Van Van: los nuevos tiempos que vive Cuba, le han permitido coquetear con la corte de los Estefan en Miami, sin los problemas derivados del ‘apartheid’ político que soportó su antecesor.

De hecho este músico tiene su residencia en La Habana pero pasa muchos meses del año fuera de allí. En ciudades como la capital latina de EEUU, anteriormente mencionada, o Madrid, desde donde espera iniciar la próxima conquista de Europa.

Las últimas noticias sitúan a Descemer en Santo Domingo, donde habría empezado a grabar un ‘videoclip’ con el muy célebre Enrique Iglesias.

Quizá el espaldarazo que le falta para convertirse en el nuevo ‘pitbull’ y quizá también en el primer cubano residente en la isla, cuya música tenga un éxito simultáneo en las dos orillas.

De hecho, como compositor de ‘hits’ ya lo ha conseguido. Sus temas han escalado las listas en las voces del propio hijo de Julio Iglesias, Juan Luis Guerra, Romeo Santos, Thalía y los Cumbia Kings, entre otros.