Año XIX - Madrid, Domingo 18 de Noviembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Cuba

POLÍTICA Cuba

El presidente de España, José Luis Rodríguez Zapatero, exige a Cuba la puesta en libertad de los “presos de conciencia”

Americaeconomica.com / 25-02-2010
José Luis Rodríguez Zapatero, máximo representante del Gobierno español y actual presidente de turno de la Unión Europea (UE) ha roto su silencio respecto a la muerte del disidente cubano Orlando Zapata después de 85 días de huelga de hambre, tras las críticas recibidas ayer cuando no se refirió a este asunto en el congreso contra la pena de muerte. El presidente ha exigido al régimen cubano que libere a los “presos de conciencia”.

El presidente del Gobierno ha lamentado la muerte de Zapata y, durante su intervención en la Conferencia de presidentes de comisiones de Asuntos Exteriores de la UE, transmitió sus condolencias a la familia del fallecido, que mantuvo una huelga de hambre durante 85 días, como presidente de turno de la Unión. “Podemos suponer el sufrimiento de los presos políticos cubanos y desde aquí debemos exigir al régimen cubano que devuelva la libertad a los presos de conciencia y que respete los derechos humanos, ésta es una exigencia fundamental de toda la comunidad internacional”, afirmó el presidente.

Poco antes de que Zapatero hiciera estas declaraciones, el vicepresidente tercero del Gobierno, Manuel Chaves, reconocía en RNE que Cuba tiene “un déficit muy claro” en su política de derechos humanos pero rechazó que la muerte de Zapata suponga cambios en las relaciones comerciales y diplomáticas con la isla. “Cualquier tipo de políticas de boicot hacen que se adopten posiciones numantinas y se perjudique a la sociedad cubana”, aseguró Chaves.

El Partido Popular Europeo ha aplaudido las declaraciones de Zapatero, pero le exige más. En un comunicado, su secretario general, Antonio López-Istúriz, mostró su esperanza en que “esta actitud se confirme con el definitivo abandono de la idea de modificar la Posición Común de la UE sobre Cuba durante este semestre”.

Las declaraciones de Zapatero se producen un día después de que, por primera vez en la historia, un miembro de la familia Castro realizara una declaración pública para lamentar el fallecimiento de un preso político. No obstante, Raúl Castro quiso dejar claro que en la isla no existen torturas y aseguró que la muerte de Zapata es el resultado de una relación con EEUU.

Zapata había sido condenado en 2003 a 36 años de cárcel por desobediencia. La muerte del disidente castrista se produjo cuando el presidente brasileño, Lula da Silva, uno de los patrocinadores latinoamericanos de Cuba que ha conseguido incluirle en el organismo regional de Grupo de Rio, se encuentra de visita oficial en la isla. Lula da Silva, quien ayer acompañaba a Raúl Castro en el momento de sus declaraciones, lamentó “como ser humano, que alguien muera porque decidió hacer huelga de hambre, algo con lo que saben que estoy en contra porque hice huelga de hambre”.

Poco después de las dos de la tarde, hora local, la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba ha dicho en un comunicado que trató en varias ocasiones visitar a Orlando Zapata en la prisión, pero que no pudo realizarse. Los obispos piden que no vuelvan a suceder situaciones como esta ya que se trata de la vida de una persona humana, según asegura la agencia de noticias Reuters.