PUBLICIDAD
Año XIX - Madrid, Lunes 24 de Septiembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Cuba

Economía Cuba

Para asegurar que las empresas cuenten con recursos para cumplir sus obligaciones

Cuba toma medidas frente a su crisis de liquidez
Americaeconomica.com / 07-03-2018

A través de su resolución 19/2018 del Banco Central de la Isla, las autoridades del país caribeño han establecido que, a partir de este mes, las empresas estatales han de obtener una autorización escrita, en forma de carta de crédito de la máxima autoridad monetaria de Cuba, para las importaciones por valor de más de 100.000 dólares (unos 80.653 euros).


Una medida que se produce fundamentalmente por la crisis de liquidez y deuda que atraviesa la Isla y con la que las autoridades cubanas buscan asegurarse de que las empresas cuenten con recursos para cumplir sus obligaciones y evitar tanto que "el endeudamiento externo continúe creciendo" como encauzar la situación con los acreedeores internacionales.


De hecho, ya han sido varios los países que han utilizado sus vías oficiales para negociar con las autoridades de la Isla la situación de algunas de sus empresas en el país caribeño, ante la falta de solución que éstas han estado encontrando respecto a las cantidades que se les adeudan y que se han ido acumulando durante los últimos tiempos.


Y es que, pese a que en los últimos años Cuba ha reestructurado buena parte de su deuda oficial, no ha sucedido lo mismo con la de las empresas del Estado que aún deben más de 1.000 millones de dólares a proveedores, según fuentes diplomáticas y de empresarios extranjeros, citadas por la agencia Reuters que ha adelantado esta noticia.


No obstante, la actual coyuntura difiiculta encontrar una solución definitiva a esta situación ya que la economía de la Isla se resiente por la implosión de Venezuela y, en particular del de la industria petrolera de su país aliado, al haber supuesto el fin del suministro del preciado oro negro en condiciones preferentes y, con él, el inicio de una crisis energética en Cuba.


Asimismo, como derivada, el país caribeño también ha sufrido una caída en su productividad debido a los recortes de electricidad. Por ello, según datos del Gobierno que recoge igualmente Reuters, las importaciones pasaron de 13.900 millones de dólares en 2014 a 10.300 millones en 2016, mientras que en ese mismo periodo las exportaciones también descendieron desde los 17.800 a los 13.600 millones.


Ahora, la nueva iniciativa de las autoridades se espera que produzca una nueva caída a corto plazo en las importaciones y una contratación más lenta de suministros, así como el cierre de empresas no esenciales e insolventes.