Año XIX - Madrid, Martes 11 de Diciembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre EEUU

POLÍTICA EEUU

Oleada de indignación entre los latinos de EEUU por el endurecimiento de las leyes migratorias en Alabama

Americaeconomica.com / 17-11-2011
La nueva ley de inmigración del Estado de Alabama, HB 56, ha provocado una ola de indignación entre los latinos que viven en EEUU, ya que recorta sus derechos como ciudadanos y como seres humanos. Es tildada por defensores y detractores como la norma más dura en esta materia del país.

Desde el pasado lunes 7 de noviembre, los locutores de la cadena de radio La Jefa, principal estación radial en español en Alabama, José Antonio Castro y Orlando Rosa, están realizando una caminata de norte a sur del estado para informar sobre los efectos de esta ley ya para continuar informando que es lo que está pasando en ese Estado y que no se olvide. Durante la caminata recorrerán 14 ciudades en 14 días y finalizaran su marcha el próximo 19 de noviembre en Montgomery.

Cientos de latinos acuden a los encuentros con estos locutores para ser informados o bien para informarles sobre sus miedo, ya que Castro y Rosa realizan un encuentro en cada ciudad durante tres horas que emiten por radio.

Pero ésta no ha sido la primera ni única acción que están llevando los latinos en Estados Unidos, ya que ya se han manifestado en numerosas ocasiones contra ellas. La última tuvo lugar el pasado martes 13 de noviembre en Birmingham, la capital de Alabama, en donde fueron detenidas 13 personas, de las que 12 aún continúan en dependencias policiales.

La ley HB 56 fue firmada en junio por el Gobernador Robert Bentley y fue rápidamente cuestionada por el Departamento de Justicia, ya que obliga a las escuelas públicas a preguntar el estatus legal de sus estudiantes, y a verificar el estatus de quienes aplican o renuevan licencias para negocios o a quienes compran calcomanías vehiculares. También permite que la policía identifique a una persona sólo por su apariencia física.

Obama se ha mostrado en contra de esta ley, afirmando que “es una mala legislación. La idea que tenemos a niños asustados de ir a las escuelas, porque sienten miedo de que su estatus migratorio vaya a llevar a detenciones […] Es equivocada. Ya estamos viendo el impacto en algunos distritos escolares y colegios, donde 20% ó 25% de los niños no están yendo a clases”.

Pero los latinos le piden acciones y no sólo palabras. El presidente estadounidense necesita el voto latino para poder ser reelegido en las próximas elecciones presidenciales de noviembre de 2012, ya que su índice de popularidad es bastante bajo. Así, se espera que Obama actúe.

El movimiento de los indignados estadounidenses, en concreto ‘Occupy Chicago’, se ha unido a las demandas de los inmigrantes latinos, ya que la consideran también como su lucha. Crystal Vance Guerra, estadounidense de padres mexicanos y miembro de los indignados de Chicago, ha afirmado que “no se puede hablar de reforma inmigratoria mientras no haya una reforma económica, esta es la raíz del problema y nunca se habla de ello”.