Año XIX - Madrid, Lunes 10 de Diciembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre España

POLÍTICA España

Una empresa del presidente del Real Madrid se ve perjudicada por la huelga de limpieza de los hospitales

Americaeconomica.com / 16-12-2013
Florentino Pérez tendrá un inicio de año complicado. Así lo han asegurado los trabajadores de la limpieza de los hospitales de Madrid, que han amenazado con una huelga si no se pone fin a la batería de despidos que pretende llevar a cabo Clece, filial de ACS, una de las gestoras de este servicio desde el pasado verano junto con Ferroser Servicios Auxiliares, filial de Ferrovial.

La empresa controlada por el presidente del Real Madrid ha anunciado recortes de plantilla de hasta el 45%, algo que los limpiadores no están dispuestos a tolerar, por lo que ya han anunciado una huelga en el hospital Ramón y Cajal después de Navidad.

Así lo indica la Asociación Madrileña de Enfermería (AME) en su página web, donde recoge las quejas de la Coordinadora por la Sanidad Pública del Área 4. Este colectivo acusa a Florentino Pérez de querer “hacer negocio a costa de la salud de los pacientes” con el consentimiento de Ignacio González, ya que pretende suplir la merma de ingresos al encargarse del servicio de limpieza de los hospitales madrileños mediante el despido de trabajadores.

Tal y como indica el texto, Clece ha propuesto un recorte de plantilla inasumible, ya que quiere reducir un 45% del personal de limpieza del Ramón y Cajal y el Clínico, un 40% de los trabajadores del Hospital de La Princesa, un 30% en el de Alcalá, y un 20% en el Niño Jesús y el Hospital Santa Cristina.

Este colectivo se queja de que si estas medidas acaban por llevarse a cabo “habrá una sensible caída de la calidad asistencial y un aumento de los riesgos para los pacientes, familiares y profesionales”. Además, la Coordinadora critica que Clece haya planteado estos despidos sin un estudio de las cargas de trabajo, ya que los directivos de la empresa de Florentino Pérez anunciaron las reducciones de plantilla a los comités de empresa “un mes antes de tomar posesión”.

Ante esta situación, los empleados de limpieza del hospital Ramón y Cajal han decidido ir a la huelga después de las Navidades, y a ellos podrían sumarse las plantillas del resto de centros afectados, avisa el colectivo, que también critica la ‘complicidad’ de la Comunidad de Madrid a la hora de permitir esta situación.

En su opinión, la Consejería de Sanidad que dirige Javier Fernández-Lasquetty también es responsable de estos planes, ya que “aclaraba en los pliegos que la adjudicación sería para la empresa que menos dinero pidiese, en vez de priorizar aspectos que garanticen la calidad y la seguridad”.

Concretamente, según la Coordinadora por la Sanidad Pública del Área 4, en el caso del lote 2 (Hospitales Ramón y Cajal y La Princesa, más los centros de especialidades de ambos y el centro de salud mental del segundo), la empresa de Florentino Pérez lo adquirió por 8,1 millones de euros menos que el mínimo que establecían los pliegos. Esto supone a su vez que Clece cobrará unos 15,2 millones de euros anuales por los dos hospitales y los centros de especialidades, cuando en el anterior concurso, sólo por el Ramón y Cajal, la Consejería pagaba 11,5 millones de euros.

Aunque no es la única situación que refleja la permisividad del Gobierno regional ante los recortes de empleo de Florentino Pérez. El texto que recoge la web de AME señala que el Ejecutivo de Ignacio González “consiente y facilita las reducciones de plantilla (en el Hospital Ramón y Cajal se pasaría de 350 a 190: 160 trabajadoras menos) ya que una semana antes de tomar posesión, y desde el mismo centro, los directivos de Clece llamaron a los trabajadores para intentar que aceptasen ser despedidos con alguna indemnización.

“El caso de la limpieza pone en evidencia una vez más que la Consejería y el Gobierno del PP no quieren que los impuestos de los ciudadanos reviertan en cubrir las necesidades de éstos, sino que abusan de su poder para derivarlos hacia el negocio de sus ‘amigos’. Pero al igual que con la movilización masiva y unida de usuarios y trabajadores hemos logrado frenar la privatización de seis hospitales, podemos frenar los proyectos de Florentino Pérez e Ignacio González”, dice el colectivo.

Denuncia de CCOO

Esta no es la primera vez que la gestión de Clece del servicio de limpieza de hospitales de Madrid está en el punto de mira. Precisamente, hace dos meses, CCOO denunciaba que la filial de ACS incumplía los acuerdos firmados al no respetar “los compromisos adquiridos tras hacerse cargo de estos contratos millonarios”.

El sindicato denunció que “más de 70 limpiadores” habían sido “despedidos u obligados a trasladarse a otras comunidades autónomas” si querían seguir trabajando, sufriendo así “un deterioro absoluto de sus condiciones de trabajo y sus derechos laborales”.

La privatización de la limpieza de los hospitales (que incluía a todos los de gestión pública menos el Gregorio Marañón, el de Getafe, el Rodríguez Lafora, el de Guadarrama y el Virgen de la Poveda) y del Centro de Transfusiones fue adjudicada a Clece y Ferroser Servicios Auxiliares por 208 millones de euros el pasado verano. El contrato, con una duración de tres años, permitirá ahorrar 65 millones, según dijo el Gobierno regional.