Año XIX - Madrid, Lunes 17 de Diciembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre España

EL CAFÉ DE LAS ARTES España

Lukah Boo

Rafael Alba / 26-08-2016
¿Puede ser cierto que algunos compositores de pop exquisito, como el madrileño Lukah Boo, trabajan casi en la clandestinidad últimamente? Tal vez, pero en la medida de nuestras posibilidades, que no son muchas desde luego, haremos todo lo que esté en nuestra mano para evitarlo.

Lukah Boo es el nombre que ha elegido Tony Sáenz, el antiguo guitarrista de Happy Losers para su proyecto en solitario que, de momento, ya acumula un par de álbumes publicados por el sello Rock Indiana, el último de los cuáles, titulado ‘La sombra de ayer’ ha aparecido este mismo año, para regocijo de la parroquia adicta a las buenas canciones.

Muchos aficionados hablan maravillas de la vieja banda de Saénz, pero poco puedo decir yo sobre ellos. Lamentablemente quizá, o quizá no, no suelo prestar atención a las bandas españolas que cantan en inglés. Una elección personal, sin duda cuestionable, pero que mantengo desde hace tiempo.

Pero los temas de Lukah Boo están escritos en castellano. Y sus textos, con ese punto vital y melancólico que caracteriza a los buenos trabajos del género, me resultan interesantes y evocadores. Gracias también, claro, a esas melodías prístinas y preciosistas por las que se deslizan sus palabras.

Son canciones ‘tarareables’ y sinceras, de instrumentación ajustada, que llenan el ambiente de una dulzura suave pero rítmica que, en ocasiones, me devuelve ese ambiente añorado que creaban los buenos temas de la vieja ‘nueva ola’ de los años 80. Aquel pop rock excelente que quedó sepultado bajo la purpurina de la movida.

Esto, y algunas cosas, más es lo que puede ofrecernos Lukah Boo. Un compositor con sabor a clásico que hace bien las cosas y que como ha explicado, en mi opinión con acierto, César Prieto, uno de los críticos de la página web especializada Efeeme.com, forma parte de la misma escuela que tipos de calidad tan contrastada como el gran José María Granados. Casi nada. ¡Quiténse el sombrero y saluden!