Año XIX - Madrid, Viernes 14 de Diciembre de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre México

ENERGÍA México

El Gobierno mexicano da luz verde a casi 40 empresas para importar gasolina

María José Pérez / 26-04-2016
Enrique Peña Nieto, presidente de México

Enrique Peña Nieto, presidente de México

La Secretaría Energía mexicana (Sener) ha anunciado que serán casi 40 las empresas (tanto mexicanas como internacionales) que venderán gasolina y diésel en el país latinoamericano, lo que se enmarca dentro de la reforma energética del presidente Enrique Peña Nieto, que sigue adelante.

Hace unos meses el propio Peña Nieto aseguró que desde el 1 de abril las empresas privadas podrían empezar a importar gasolina y diésel. Sin embargo hasta el pasado día 25 de ese mismo mes no se han conocido las empresas que podrán hacerlo, lo que supone un retraso de prácticamente un mes.

Después del ‘fiasco’ de la primera subasta eléctrica de México, que fue de lo más movida y se repitió dos veces, ha habido cierto retraso en el timeline del líder del Partido Revolucionario Institucional (PRI) que incluye las propias licitaciones eléctricas, la transmisión con participación privada, la cuarta licitación de la Ronda Uno de los yacimientos de exploración en aguas profundas del Golfo de México y las importaciones.

En cualquier caso, la Sener ya ha anunciado las 36 empresas que se beneficiarán de esta medida, 16 pueden vender gasolina y entre ellas destaca la empresa Puma, Petrorack, Oleum, Chamicarum, Petrovim, Forza Combustibles, We Gas México y WP Soluciones Industriales. Por su parte, las compañías que podrán importar su diésel serán estas mismas además de Petroasesores, Minerva, Ocampo, Marinoil y Energéticos Citrícola, entre otras petroleras.

La reforma energética ha sido caballo de batalla en la política mexicana desde que el presidente anunció que se pondría en funcionamiento. Mientras que el Gobierno ha ido dando pasos para ir impulsándola, la oposición no ha parado de acusar al mandatario de querer desmantelar el sector petrolero en el país, empezando por la empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex).

El mes pasado, el Partido de Acción Nacional (PAN) exigió al mandatario que solucionase cuanto antes la crisis de la petrolera nacional. Por ello le exigió que volviera a ser “una empresa puntera para desarrollar México”. Además, presentó una denuncia contra el expresidente de la compañía, Emilio Lozoya , por presuntos actos de corrupción cometidos contra la Hacienda Pública y el patrimonio de Pemex.