PUBLICIDAD
Año XIX - Madrid, Lunes 16 de Julio de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Argentina

MERCADOS Y FINANZAS Argentina

Los empresarios metalúrgicos argentinos temen que el conflicto comercial con Brasil les dañe

Americaeconomica.com / 18-05-2011
La Asociación de Industriales Metalúrgicos de Argentina (ADMIRA) ha manifestado su preocupación por el conflicto comercial generado por Brasil al imponer medidas que restringen el ingreso de automóviles fabricados por Argentina en el mercado brasileño. El 60% de los coches que se producen en el país tiene como destino el mercado externo y un 80% se dirige al mercado brasileño, lo que determina que el 50% del total del intercambio comercial con la nación vecina esté constituido por vehículos.

Los gobiernos de Argentina y de Brasil encargaron este martes a los dos funcionarios que integran la llamada Comisión Bilateral de Monitoreo del Comercio Exterior reanudar el camino del enfrentamiento comercial que se vislumbró esta última semana entre ambos socios regionales. Se trata del secretario de Industria, Eduardo Bianchi, y su homólogo ejecutivo del Ministerio de Desarrollo de Brasil, Alessandro Teixeira, quienes en los papeles ofician como viceministros de la ministra argentina Débora Giorgi y el brasileño Fernando Pimentel.

Bianchi y Teixeira se reunirán el lunes y el martes próximos en Buenos Aires, en la sede de la Secretaría de Industria. La decisión de este encuentro fue tomada por Giorgi y el embajador de Brasil en Buenos Aires, Enio Cordeiro. Los gobiernos de ambos países intentarán empezar a destrabar el conflicto desatado después de que el jueves pasado Brasil decidiera aplicar Licencias No Automáticas (LNA) a la importación de coches, con lo que pone en riesgo las exportaciones de ese sector por 7.000 millones de dólares (4.926 millones de euros).

Para ADMIRA, las trabas impuestas por el ministro de Desarrollo brasileño, Fernando Pimentel, son diferentes a las licencias no automáticas instrumentadas en el primer trimestre del año por la ministra de Industria, Débora Giorgi.

Mientras las medidas argentinas se encuentran en el marco de los acuerdos de la Organización Mundial del Comercio (OMC) y resguardan la industria local en sectores donde existe capacidad de satisfacer la demanda en forma eficiente. Mientras, las de Brasil afectan particularmente a la Argentina y profundizan aún más los desequilibrios que existen en el intercambio comercial entre ambos países.

Para los metalúrgicos, no existe un deterioro de los flujos comerciales de Brasil hacia Argentina que justifique una medida de tales características y magnitud. Los últimos datos del comercio bilateral entre ambos países indican que las compras argentinas han crecido en el primer trimestre del año un 33% con respecto al mismo período del 2010.

Brasil importó el año pasado 634.000 vehículos, de los que más del 50% procedían de la industria argentina. Alrededor de 7.000 millones de dólares (4.926 millones de euros) estarían en juego, según la consultora Acebeb, desde donde añaden que más del 80% de las exportaciones totales de Argentina son a Brasil.