PUBLICIDAD
Año XVIII - Madrid, Sábado 16 de Diciembre de 2017
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Argentina

MERCADOS Y FINANZAS Argentina

Las idas y venidas del dólar en Argentina

Americaeconomica.com / 04-06-2012
El Gobierno argentino y sus restricciones para comprar dólares siguen dando que hablar. Durante el fin de semana se han escuchado rumores de que el ejecutivo podría plantear liberar algunas operaciones con la moneda estadounidense, lo cual daría algo de tranquilidad al mercado cambiario.

Si la semana pasada eran los depósitos en dólares de los mandatarios y las limitaciones para viajar al extranjero lo que llamaban la atención, ahora se ha añadido un nuevo problema político, los enfados de los senadores argentinos.

Así, Aníbal Fernández, senador kirchneriano, ha empezado su discurso con un “vayan haciéndose la idea a empezar a pensar en pesos” y lo ha terminado enfadado por los continuos ataques por sus compras de dólares. “Hago lo que quiero con mis ahorros” ha asegurado, cuando esto no puede hacerlo la mayor parte de la población del país.

Aunque no todos los kirchnerianos se han mostrado así de tajantes, pues que algunos de ellos han intentado esgrimir otras razones, desde reducir el tema a algo puntual (algunos funcionarios, que no el grueso de los argentinos) sin tocar la necesidad de pagar la deuda en dólares.

En 2001, Néstor Kirchner había tratado este tema en conversaciones informales con periodistas, pero el tema no había pasado de ahí. Ahora vuelve como tema oficial, con diferentes ideas, pero no con cambios reales

Juan Manuel Abal Medina. El jefe de Gabinete habló la semana pasada frente al Senado y volvió a incidir sobre la idea de “desdolarizar” la economía. Además, como muchos de los miembros del Gobierno de Cristina Fernández ha responsabilidad no al Gobierno, sino a la actitud de unos pocos que no actúan por el interés general. De hecho, ha ido un poco más allá y ha sugerido que “pensar en dólares es una manía obsesivo compulsiva de un sector de los argentinos”.