PUBLICIDAD
Año XIX - Madrid, Jueves 18 de Enero de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Bolivia

POLÍTICA Bolivia

Los embajadores ‘obedecen’ a Evo Morales y ‘venden’ Bolivia en el mundo

Americaeconomica.com / 20-12-2012
Los embajadores bolivianos parecen haber escarmentado tras la regañina de los últimos días del presidente Evo Morales y han decidido ‘vender’ los logros de Bolivia. Para ello, han optado por promocionar el ‘Año Internacional de la Quinua’ y la reivindicación marítima.

El rapapolvo del mandatario ha hecho efecto en los embajadores. Además de la reivindicación de la quinua y el conflicto marítimo, les pidió que vendiesen los logros de Bolivia en “lo político, lo económico, lo social, así como en temas relacionados con los indígenas y en cuestiones de las mujeres”. De esta manera los amonestó Morales en una reunión de evaluación que tuvo lugar entre el 13 y el 18 de diciembre en La Paz.

En concreto, el embajador de Bolivia ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Diego Pari, ha señalado que “se ha planificado el trabajo que se tiene para la próxima gestión, hay varios desafíos, entre ellos los más visibles en este momento son el tema marítimo y la promoción de la quinua”.

El Año Internacional de la Quinua consiste, tal y como apunta el embajador, en una serie de actividades internacionales que tienen que ver con la difusión de las cualidades y los beneficios del grano, a través de investigaciones de tipo científico, ferias internacionales, cursos y congresos de índole técnicos y científicos.

Entre los eventos que se realizarán, Pari ha hablado de exposiciones en “los mejores museos de Washington, así como de las diversas muestras en las Naciones Unidas y en Europa y Asia”. En todos estos lugares, según él, se está trabajando para promocionar la quinua.

Por otro lado, la reivindicación marítima también se ha convertido en un tema fundamental para los diplomáticos en el exterior, pues deben ‘vender’ los argumentos necesarios para que Bolivia recupere su salida soberana al mar.