PUBLICIDAD
Año XIX - Madrid, Sábado 23 de Junio de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Brasil

EL CAFÉ DE LAS ARTES Brasil

Eliane Elías

Americaeconomica.com / 12-03-2014
La pianista brasileña Eliane Elías anda de gira por el mundo presentando su último disco, un tributo al trompetista y cantante Chet Baker, que acerca a esta intérprete, un poco más, a la senda del jazz más clásico.

Estos días, además, actuará en España y Portugal en unos conciertos, donde junto a las nuevas canciones, probablemente, integrará también alguno de los temas de sus trabajos anteriores, con mucho peso de la gran música brasileña que tanto, y tan bien, ha interpretado.

Eliane tuvo la suerte de acompañar durante muchos años al gran poeta y compositor Vinicious de Moraes, con quien empezó a trabajar cuando era una adolescente y esa experiencia se nota en su sonido.

Un estilo que, además, también se beneficia, en lo puramente pianístico, del virtuosismo adquirido, otra vez desde una edad muy temprana, gracias a sus estudios clásicos, a los que llegó por inspiración de su madre, una notable instrumentista también.

Pero la atracción del jazz, la bossa nova, y la música improvisada fue más fuerte que la férrea disciplina de los conservatorios, más aún cuando un bohemio de tanta categoría como Vinicious estaba implicado en la contienda.

Dotada de una voz interesante, y más que suficiente para interpretar los estándares con los que suele trabajar, Eliane ha conseguido también abrirse paso en el mercado estadounidense, para el que graba álbumes específicos cantados en inglés, un poco en la estela de artistas ‘multivendedoras’ como la canadiense Diana Krall.

Y, por ahí llega el único posible reproche que se le podría hacer a esta artista. El hecho de que en los últimos tiempos el impulso comercial y la necesidad de llegar cada vez a públicos más amplios, haya limado un tanto el encanto más salvaje e imprevisible de sus inicios.