PUBLICIDAD
Año XVIII - Madrid, Jueves 19 de Octubre de 2017
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Mundo

MERCADOS Y FINANZAS Mundo

El papel de los jóvenes Milllenial y de la llamados Generación Z, clave para la continuidad de negocios

Empresarios iberoamericanos resaltan el papel de la empresa familiar en el desarrollo
Americaeconomica.com / 28-09-2017
I Congreso Iberoamericano para Presidentes de Compañías y Familias Empresarias

I Congreso Iberoamericano para Presidentes de Compañías y Familias Empresarias

En un contexto en el que, en palabras de la Secretaria General Iberoamericana, Rebeca Grynspan, predominan sociedades cada vez más educadas y exigentes, a la vez que menos tolerantes con la desigualdad y con un mundo que no promueva la igualdad de oportunidades; existe la necesidad de reconstruir y reforzar el vínculo entre las empresas y la sociedad.

Solo así se podrán conseguir unas ciertas garantías de convivencia económica y social; y, por ello, las empresas se enfrentan a grandes desafíos originados por esos cambios acontecidos en los últimos años en los que los limites económicos, políticos y sociales se han difuminado, apuntó la costarricense quien, una vez más, también reivindicó el papel que habrán de jugar los jóvenes como "parte del cambio entre empresa y sociedad".

Por su parte, el director de la Embotelladora Andina y Banco BBVA en Chile, Gonzalo Said ha reflexionado sobre la creciente desconfianza hacia el sector público y privado por parte de la ciudadanía y ha propuesto ámbitos en los que se “genere diálogo para desterrar prejuicios, que la empresa salga a mostrarse, a enfrentar los problemas y a contactar con la ciudadanía…".

Pero, para ello, Said reconoció que"debe haber un cambio cultural porque importa más cómo se hacen las cosas que lo que se hace"; y que "hay que derribar muros de prejuicios y desconocimiento”.

También, durante el panel ‘Empresa familiar, un modelo en transformación’, que ha sido moderado por Carlos Rueda, socio director de Gómez-Acebo & Pombo, se ha apuntado que la empresa familiar juega un papel decisivo en el desarrollo económico mundial y que ha contribuido a generar un tejido de riqueza empresarial tanto en España como en Latinoamerica.

Al respecto, Fernando Lerdo de Tejada Servitje, presidente de Bimbo Iberia destacó que las empresas familiares pueden ser competitivas “porque poseen misticismo, orgullo de pertenencia, capacidad para mirar al futuro"; y valoró que "la empresa familiar debe tener una estructura y tener en cuenta que dentro de la familia hay aspiraciones heterogéneas y saber cómo llegar a cada uno sin excluir a nadie".

En esta línea, Lerdo De Tejada apuntó también a "la atención al cliente y fidelización del cliente" como "otro de los puntos de la empresa familiar" y que, en su caso, "responde a la propia tradición y filosofía de la empresa desde la creación de la misma por parte de los fundadores”.

Otro aspecto destacado ha sido el papel de los jóvenes Milllenial y de la llamados Generación Z, ya que serán ellos lo que continúen con el negocio familiar, marquen los pasos de la sociedad y la economía mundial. Además, el cohorte de dejóvenes más formado de la historia, está marcando una nueva manera de consumir, de entender el mundo y con un sentido de pertenencia distinto al de años atrás.

De esta forma, se apuntó a que sólo aquellas empresas que sean capaces de adaptarse y dotar a su capital humano con las nuevas habilidades que reclama el mercado, podrán perdurar en el tiempo.

Para ello, tienen por delante el gran reto de innovar a través de la transformación con el fin de ajustarse a las nuevas necesidades que reclama el consumidor. Y, en esa línea, hubo una cierta coincidencia entre los panelistas en que transformarse implica reinventarse, ser competitivo y adecuarse al nuevo panorama que dibuja la sociedad para lo que destacaron la importancia de mantener el espíritu emprendendor que tuvo en su momento el fundador de la empresa familiar para así, mantener la esencia de cualquier negocio.