PUBLICIDAD
Año XVIII - Madrid, Miércoles 22 de Noviembre de 2017
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Brasil

POLÍTICA Brasil

Desde el partido brasileño consideran que las cauas judiciales no serán impedimento suficiente

El PT asegura que la candidatura de Lula es irreversible
Americaeconomica.com / 17-10-2017
Bandera de Brasil

Bandera de Brasil

Pese a que el expresidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva está imputado en cinco causas diferentes y a su condena en primera instancia a nueve años y medio de prisión por su implicación en delitos de corrupción y lavado de dinero; el líder del Partido de los Trabajadores (PT) en el Senado Federal, Lindbergh Farias ha afirmado qué la candidatura del carismático ex mandatario a las presidenciales es irreversible.

Una aseveración que ha sido respaldadas desde las redes sociales del partido y por el propio Lula da Silva al asegurar en un encuentro con militantes celebrado el lunes en el municipio de Ferraz de Vasconcelos, en el estado de Sao Paulo, que no sacrificará su candidatura, ‎pese a los que considera ataques judiciales en su contra.


“Vamos a la elección”, afirmó tajante Lula da Silva en referencia a las elecciones presidenciales previstas para el año que viene. Asimismo, señaló que ya se está preparando para ellas porque “sé lo que es el hambre, lo que es el desempleo, lo que es que un niño no pueda estudiar, el desalojo de una casa. Todo eso yo lo he pasado, es por eso que tengo al pueblo brasileño en mis entrañas”.

Así las cosas, todo apunta a que, según lo señalado por Lindbergh Farias, incluso en el escenario de una eventual ratificación en segunda instancia de la mencionada condena de más de nueve años dictada por el juez Sergio Moro, el PT recurriría a una estrategia de recursos y de dilación de los plazos que no impedirían la candidatura electoral.

De esta forma, según señaló el líder del PT en el Senado, de acuerdo con las reglas de la justicia electoral brasileña la candidatura de Lula no podría ser impugnada hasta que no se registrese, lo que ocurriría en torno al 15 de agosto de 2018.

Entonces, incluso si el Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región (TRF-4) ratificase la condena Moro, aún habría lugar a presentar una serie de recursos ante el Supremo Tribunal de Justicia (STJ) y el Supremo Tribunal Federal (STF) que se extenderían hasta el 12 de septiembre; fecha a partir de la cual se manifestaría el Tribunal Superior Electoral (TSE).

Aún después, inluso si el TSE aceptase la impugnación de la candidatura, cabría un recurso ante la Corte Suprema, quien, valoró Farías, no juzgaría a Lula ese mismo mes, sino solo después de realizados los comicios. Y, entonces, el líder del PT en el Senado considera poco probable que éste se atreva a impugnar unas elecciones que cree que el expresidente ganará sobradamente.

Un razonamiento un tanto aventurado y que puede parecer lleno de elucubraciones, pero lo cierto es que en estos momentos, incluso tras todas las causas judiciales en cu contra, Lula es el gran favorito según todas las encuestas.