PUBLICIDAD
Año XIX - Madrid, Jueves 26 de Abril de 2018
buscar
americaeconómca
icono de enlace a twitter icono de enlace a facebook icono de enlace a linkedin icono de enlace a google+
Botón Menéame
Botón Imprimir
Botón Enviar por mail
Más noticias sobre Argentina

POLÍTICA Argentina

Cristina Fernández 'irrita' a los empresarios agrícolas argentinos con controles sobre las cosechas

Americaeconomica.com / 16-03-2011
Los productores de soja y maíz han reaccionado con virulencia contra la pretensión del Gobierno argentino de controlar las cosechas. Por medio de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), el ejecutivo de Cristina Fernández ha solicitado a los a los empresarios agrícolas de 3000 establecimientos que informen del día y la hora en la que van a recolectar. La Federación Agraria ha calificado de excesiva la medida y la consideran parte del “hostigamiento” al que están siendo sometidos.

La AFIP ha amenazado con excluir del registro fiscal de operadores de granos a los productores que no respondan efectivamente a su solicitud. Pretende c controlar de esta manera la cuantía de lo que cada empresario recoge con el fin de aplicar los impuestos pertinentes a las ganancias que vayan a lograr. Los empresarios agrícolas recordaron que ya se hacen otro tipo de controles, por lo que consideran excesivo el celo de la entidad pública.

Hugo Luis Biolcati, miembro de la Sociedad Rural Argentina (SRA), ha asegurado que esta “es una muestra más de una medida sensacionalista para continuar con la campaña de desprestigio contra el sector agropecuario. Por su parte, Eduardo Buzzi, Presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), aseguró que “no somos evasores, como dijo la Presidenta. Y estamos en contra de la evasión. Pero si quieren controlar bien no tienen que venir a ver la cosecha sino ir a las terminales portuarias, donde se blanquea todo el cereal.”

Además de criticar la medida por agresiva con el sector agrario, el empresariado rural expuso los problemas de aplicación que tendrá la misma. Recuerdan que la agricultura no es una ciencia exacta, por lo que será difícil avisar, como solicita la AFIP, con 48 horas de antelación, porque el día de cosecha está sujeta a diversas variables climáticas, de estado biológico de las plantas del cultivo y disponibilidad de maquinaria, que no resultan sencillas de establecer con precisión.

Desde la AFIP o el Gobierno de Fernández no ha habido reacción hasta el momento. La mandataria mantiene un duro tira y afloja con los empresarios agrarios, que han llevado a cabo varios paros laborales y manifestaciones multitudinarias.