Miércoles 7 de agosto de 2002

 

Argentina, Venezuela y Uruguay sufren la mayor inflación de Latinoamérica

Los resultados que los institutos de estadística latinoamericanos han difundido en los últimos días revelan que la inflación en la región está registrando alzas generalizadas. Argentina lidera la clasificación de las naciones en que más ha subido el Indice de Precios al Consumo (IPC), con un aumento del 3,2% el pasado mes de junio y del 34,7% en lo que va del año.

Sin embargo, Venezuela le sigue muy de cerca. En el país andino, en los primeros siete meses de 2002 la inflación acumula una alza del 16,9%, mientras el crecimiento interanual es del 22%. El resultado destaca aún más si se considera que la lucha contra la inflación estaba entre las prioridades del Gobierno de Hugo Chávez, que en su Programa Económico para la Transición 1999-2001, preveía comenzar el presente año con un aumento del IPC de un solo dígito.

Al incremento de los precios venezolanos contribuyó el nuevo esquema cambiario que rige en el país desde principios de año y que rompió el anclaje del bolívar al dólar para dejar que la moneda estadounidense fluctuase según las leyes de mercado. Así que en este periodo la moneda venezolana perdió cerca del 76% de su valor frente al dólar.

Otro país en el que los problemas de debilidad de la moneda local se están reflejando en el IPC es Uruguay, aunque el fenómeno es de momento más contenido. Desde el pasado mes de enero, el peso uruguayo se ha depreciado un 73% frente a la divisa de EEUU, pero el aumento interanual de los precios ha sido del 13,15%.

Ecuador se suma a la lista de naciones suramericanas que sufren una inflación de dos dígitos, aunque en julio de 2002 el IPC cayó por primera vez en dos décadas en un ligero 0,07%, según los datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC). Aún así, la inflación acumulada en lo que va de año es del 6,53%, mientras que la tasa interanual se sitúa en el 12,9%.

Los datos oficiales de la inflación brasileña aún no se conocen. Sin embargo, una investigación preliminar que realizó en Sao Paulo la Fundación de los Institutos de Pesquisas Económicas (FIPE) indica que la inflación del pasado mes de julio sería la mayor registrada en el país desde octubre de 2001, al crecer un 0,67%. El responsable del IPC de la FIPE, Heron de Carmo, restó importancia a este dato al considerar que en el mes de julio es habitual que la inflación suba más que en otros meses del año, porque en este periodo se concentran los aumentos de las tarifas públicas.

Chile, por su parte, marca diferencias con las economías más débiles de Latinoamérica también en la inflación, que el pasado mes de julio sólo se incrementó en un 0,4%. La variación acumulada en los primeros siete meses del año llegó al 1,2% y al 2,6% la de los últimos doce meses.

RGT VNZ RGY CHL CDR RGN FZM MCR

Para más información sobre esta noticia escribir "Inflación en Latinoamérica" en nuestro buscador

 

Edita Asesores de Publicaciones S.L.